Mi Laberinto: Piel de pasamanos

Piel de pasamanos - Río de Janeiro 2011

Han pasado manos una y otra vez.

No importa si fue bello el lugar, las manos ausentes de amor dejan la superficie marchita y seca.

Han pasado manos una y otra vez.

Si no borras los malos momentos, tu piel se cuarteará tanto que ni el viento te querrá rozar.

Han pasado manos una y otra vez.

No te aferres muy duro a nada, el tránsito de la piel es como cualquier otro, ninguna promesa es cierta, aunque sea para siempre.

Han pasado manos una y otra vez.

Ama tu experiencia, cede al amor cada vez, si niegas la existencia del otro, también tu piel se quebrará tanto que arrugarás hasta el corazón.

La amargura también corroe nuestra madera.

Anuncios

2 comentarios en “Mi Laberinto: Piel de pasamanos

  1. Han pasado manos una y otra vez, y de seguro seguirán pasando, pero hubo un contacto, uno en especial, entre la madera y tu piel, que quedará grabado como el eco de tus palabras en las noches del universo, encuentro que en la perspectiva del tiempo, tendrá su propio laberinto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s