Mi Laberinto: Amuay quema

Claris Wonderland

El tiempo se detuvo por un soplido mortal. Las piedras calcinadas y las osamentas ahora son fantasmas. Yacen tras el muro los tormentos y las fechorías; ahora el cielo es el techo de las casas y sus paredes no son más que lamentos.  En Amuay un manto cenizo susurra temor, censura y venganza. Su gente ahora sabe que el poder del coloso puede fulminar lo cotidiano.

Amuay. Foto cortesía de Gil Montaño @gilmfoto

La  madrugada del 25 de agosto (2012) una explosión sin precedentes en la industria petrolera venezolana convirtió el cielo de Paraguaná en un escenario rojizo y humeante, “tal vez los primeros símbolos del Apocalipsis”, al menos ese fue el paraje de la Biblia que una de las madres de Amuay leyó al azar, para tratar de darle fe a su familia en un momento de oración. ¡Vaya azar!. 

Explosión de Amuay. Foto de Google sin autor.

Quisiera poder…

Ver la entrada original 1.729 palabras más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s